Tratamiento para la depresión

La depresión es un trastorno mental que se caracteriza principalmente por el sentimiento de tristeza y por un bajo estado de ánimo que interfiere negativamente en la actividad y pensamiento de quien la padece. Reconocer un trastorno depresivo pronto y someterse a un tratamiento para la depresión temprano y adecuado es clave para garantizar la recuperación del paciente.

    SOLICITA INFORMACIÓN


    La depresión predomina en mujeres y en personas con edades comprendidas entre los 15 y los 45 años, aunque los síntomas que presentan son diferentes. Mientras que los adolescentes muestran síntomas principalmente comportamentales, los adultos la somatizan, es decir, presentan sobre todo síntomas físicos.

    En Instituto NOA contamos con un equipo multidisciplinar especializado en el diagnóstico precoz y en el tratamiento para la depresión personalizado. 

    Tipos de depresión

    Existen muchos tipos de depresión clasificadas en base a la gravedad de la enfermedad, la duración de los síntomas o las causas que la provocan:

    Depresión mayor

    La depresión mayor se reconoce porque interfiere negativamente en las actividades cotidianas incapacitando a quién la sufre a realizarlas con normalidad: dormir, trabajar, comer, estudiar, disfrutar de experiencias placenteras, etc. 

    Este tipo de depresión está motivado sobre todo por componentes genéticos más que por factores externos.  

    Distimia

    La distimia es una depresión menos grave ya que no interfiere en las actividades cotidianas aunque sus síntomas se prolongan y se desarrollan a largo plazo. La exposición a situaciones de estrés prolongado suelen desencadenar distimia.

    Depresión postparto 

    Este tipo de depresión se da entre las mujeres que acaban de dar a luz. Afecta aproximadamente a un 15% de las madres y es fundamental tratarla para evitar que desencadene en una psicosis postparto cuyos síntomas son más graves que la depresión. 

    Se asocia a la descompensación hormonal que sufre la mujer después de parir, así como al estrés y a la falta de adaptación ante un cambio tan grande como supone tener un bebé. Se caracteriza por el sentimiento de una tristeza profunda, culpabilidad, irritabilidad e imposibilidad de conciliar el sueño, entre otros síntomas. 

    Enfermedad maniaco-depresiva

    Se caracteriza por cambios muy bruscos de humor con picos en los que el paciente siente mucha energía, hiperactividad, excitación y una alegría desmedida con otros momentos de frustración, decaimiento y una gran tristeza. 

    Si te sientes reconocido con alguna de estas casuísticas, contacta con nosotros. En Instituo NOA queremos mejorar tu calidad de vida.

    Primera consulta médica GRATUITA y sin compromiso. Déjanos ayudarte.

    Causas de la depresión

    El origen científico detrás de un trastorno depresivo es el desequilibrio de neurotransmisores como la serotonina, la dopamina y la noradrenalina. Además, el cerebro experimenta un aumento en los niveles de cortisol, también conocida como hormona del estrés. 

    Pero también puede tener un origen hereditario. Un factor de riesgo se considera la presencia de familiares de primer grado con depresión. Es frecuente que los niños que crecen en un entorno familiar en el que alguno de sus miembros sufre esta enfermedad, termine sufriéndola en algún momento de su vida. 

    Factores externos como el fallecimiento de un familiar, la finalización de una relación sentimental, la pérdida de un trabajo o la falta de capacidad de adaptación ante cambios bruscos pueden producir alteraciones bioquímicas que predisponen a la depresión. 

    Por su parte, el sufrimiento de enfermedades físicas crónicas como la diabetes, enfermedades cardiacas, patología de tiroides, etc.,y mentales como la ansiedad o los ataques de pánico, entre otras, están estrechamente vinculadas a los trastornos depresivos. Así, accidentes repentinos como el sufrimiento de un infarto cerebrovascular o de miocardio, un accidente laboral o de tráfico también pueden ser motivo de sufrir un posterior episodio de depresión. 

    Por último, cabe destacar la adicción como un factor de riesgo para sufrir depresión. La vulnerabilidad que siente el paciente adicto hacia ciertas sustancias pueden arrastrarle a sentimientos negativos que deriven en una depresión.

    ¿Crees que un familiar o allegado puede padecer depresión? Contacta con nosotros sin compromiso y reserva una primera cita gratuita. Te damos respuestas.

    Síntomas de la depresión

    La depresión se reconoce fácilmente en pacientes que sienten una tristeza patológica, apatía o pérdida de interés, anhedonia o incapacidad para disfrutar, decaimiento, irritabilidad, impotencia, desesperanza, culpa, fatiga, cambios en el apetito, insomnio, sensación de cansancio continuada y agitación. En los peores casos en los que la enfermedad está muy avanzada, el paciente depresivo puede desarrollar pensamientos o conductas suicidas. 

     

    ¿Cómo combatir la depresión?

    Los profesionales de la salud mental se encuentran con una gran dificultad en el tratamiento para la depresión. La propia apatía que genera esta enfermedad hace que algunos pacientes terminen abandonándolo sin finalizarlo. Para evitar esto, es muy importante la vinculación del círculo íntimo del paciente con el tratamiento mostrando apoyo, comprensión y cariño, y evitando la frustración o la desesperación que puede provocar una persona apática, desanimada y frustrada. 

    Para combatir la depresión resulta necesaria la realización de un diagnóstico. Los médicos especialistas deben hacer una indagación profunda en la historia médica y personal del paciente, así como un análisis de su estado mental. Por indagación, nos referimos a la realización de una entrevista en la que el paciente debe ofrecer información muy valiosa para el profesional. Entre otras cuestiones, será fundamental que se clarifique si ha tenido tendencias suicidas o autolíticas, si consume sustancias adictivas como el alcohol u otro tipo de drogas, qué síntomas presenta, la intensidad y frecuencia con la que los experimenta, etc. 

    Además, basamos nuestras conclusiones diagnósticas en el DSM-5, un manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales publicado por la Asociación Estadounidense de Psiquiatría (APA) que nos permite personalizar el tratamiento, combinando prescripción farmacológica con seguimiento psicoterapéutico. 

    En cuanto al tratamiento para salir de la depresión de carácter farmacológico, es necesario para tratar la compensación de desequilibrios en las sustancias químicas del cerebro como la serotonina. Una vez que la serotonina está presente en el cerebro en niveles adecuados, se comienza con un tratamiento psicoterapéutico que puede ser individual o grupal. Este tratamiento está fundamentado en cambiar actitudes o patrones de comportamiento y en desarrollar un estado emocional saludable que produzca bienestar, mejore la calidad de vida y evite recaídas. 

    En Instituto NOA, basamos nuestro tratamiento para la depresión en el ingreso del paciente en nuestro centro con el fin de que nuestros especialistas puedan ayudarle a crear hábitos de vida saludables en los pacientes con depresión: fomentar los pensamientos positivos, la expresión de las emociones, el seguimiento de una dieta equilibrada y la práctica de ejercicio físico. En el caso del deporte,  está demostrado que genera endorfinas, una hormona con un potente efecto ansiolítico que equilibra los desajustes bioquímicos producidos en el cerebro en un trastorno depresivo. Cuidar la salud física es fundamental para cuidar también la salud mental. 

    Además, durante la estancia del paciente en nuestro centro, generamos confianza y seguridad y le transmitimos apoyo emocional. La psicoterapia que ofrecemos está centrada en ayudar a las personas a mejorar la forma de enfrentar y de resolver problemas, adaptarse a una crisis, mejorar relaciones personales, aprender a diseñar metas realistas y motivadoras y transformar los pensamientos negativos en positivos. 

    Una vez nuestros pacientes han superado la depresión, podrán reinsertarse con un seguimiento periódico por parte de nuestros especialistas en salud mental para evitar recaídas.

    El diseño y desarrollo de un exitoso método terapéutico han hecho de Instituto NOA un centro de referencia nacional en el tratamiento para la depresión. 

    Asesórate sin compromiso o ven a conocernos. Queremos mejorar tu calidad de vida y la de tu círculo cercano.  

    Pide tu cita
    con nosotros

    En nuestro centro ofrecemos un tratamiento de adicciones intensivo en régimen de ingreso. Gracias a nuestra experiencia en este campo, podemos garantizar que nuestro método es el más eficaz para que el paciente evite situaciones de riesgo y consiga disfrutar el resto de su vida junto a sus seres queridos.

    Call Now Button